Chicken

De casual a elegante
Hoy en día en el planeta Tierra habitan casi 25 billones de pollos, cuatro veces más que los humanos. Por muchos años, el pollo puede estar orgulloso de ser la carne más consumida en el mundo, y puede conseguirse en casi todas partes durante todo el año. 
Las aves tienen una ventaja sobre la carne, el cerdo u otras fuentes de proteína animal, ya que nunca le puede salir tan con ellas. El pollo siempre es tierno y nunca se pone duro, como frecuentemente sucede con la carne.
¡Y son tan fáciles de preparar! Por eso el pollo simplifica la cocina creativa. Busque y encontrará muchas recetas deliciosas que se ajustan a las más apretadas agendas. 

Mezcla con éxito
Asado, a la parrilla, escalfado, hervido para sopa: usted puede crear algo irresistible siempre y cuando se concentre en el sabor que le va a añadir, lo que es en muchos casos, tarea del marinado o de la salsa. Nuevamente, no es difícil. Con la ayuda de su Multiquick Artiste de Braun -picadora, batidora y licuadora- usted revuelve los ingredientes en 30 segundos. Sólo decida hacia donde irá a partir de ahora. Los ingredientes típicos entre los que puede elegir son zumo de limón, naranja o piña, salsa soya, ajo, sal, pimienta, vinagre, mostaza, aceite de oliva, cebolla, perejil, tabasco… Así que sólo encuentre una receta y añada su propio secreto de cocina. 

¿Está listo para la verdad?
Ahí va: todas las carnes tienen más o menos la misma cantidad de colesterol. ¿Entonces, el pollo no es mejor que las carnes rojas? Bueno, es mejor porque, al igual que el pescado, tiene significativamente menos grasa saturada… y esa es la cüestión. 
De hecho, hay estudios que indican que comer carne blanca disminuye considerablemente el riesgo de infartos y otros síndromes coronarios. Pero si quiere sentirse verdaderamente a salvo, evite el pellejo. La piel del pollo tiene el doble de grasas saturadas que su carne. 

Manipule con cuidado
El pollo crudo debe manejarse con cierto cuidado para evitar infecciones bacterianas. No debe entrar en contacto con comidas que se van a servir sin cocinar. Como el marinado puede durar muchas horas, puede conservarlo en el refrigerador. Tire el marinado que haya usado.