Onions

Cocinando en el medio
¿Qué son las cebollas? ¿Una verdura? ¿Una especia? Son algo en el medio de ambas cosas. La mayoría de las cebollas tienen un sabor ácido y picante, así que uno tiende a coger las de sabor más suave para las ensaladas. Sin embargo, el sabor se atenúa cuando usted las cocina. De hecho, las cebollas cambian de sabor, dependiendo un poco de si las dora en una cacerola o las hierve en una olla. Parece como si dejaran migrar su sabor a cualquier comida que las acompañe, ya sea carne, pan, otras verduras o hierbas.
Desde que se encontraron las cebollas, hace muchos años, han traspasado fronteras. Hoy en día…

Pequeño es hermoso
Las cebollas son una buena comida saludable. Son una fuente rica en nutrientes, incluyendo vitaminas, proteína y muchos minerales; pero nada de grasa ni colesterol, y son bajas en calorías. Puede encontrarlas en amarillo-café, rojo o blanco. Algunas veces en verde. Vienen en distintos tamaños: desde una pulgada hasta alcanzar el tamaño de una patata.
Si usted no tiene certeza sobre cómo darle sabor a su comida, sólo haga lo que la humanidad ha hecho por cientos de años a lo largo del mundo: añada un poco de cebolla. Píquelas en trozos pequeños, rebáñelas o lícuelas con hierbas o ajo, hasta que lo único que quede sea el sabor. Fácil de hacer con su Multiquick Artiste de Braun ¡y sin lágrimas!

Invente su propio estilo de guacamole
Si usted tiene un aguacate, algunos tomates y tal vez un poco de yogur a mano, podría convertirlo en una salsa para untar. Añada una gota de limón, una cebolla, especias (el cilantro sabe bien con esto), póngale pimienta si quiere y seguramente encontrará el camino que le llevará a Méjico.
Al menos su Multiquick Artiste de Braun limpiará el camino cuando usted ponga todos los ingredientes en el accesorio para picar. ¿No le gusta Méjico? Entonces diríjase a la India y prepare un "chutney".

Construcción de pirámides a punta de cebolla
Los egipcios consumían toneladas de cebolla. Los trabajadores que construían las pirámides hasta las aceptaban como pago. En una colección de 35 recetas babilonias, las cebollas aparecen en casi todas, usualmente machacadas y revueltas en las comidas.
En la antigua Grecia, los atletas comían mucha cebolla para aligerar el balance de la sangre. En la Edad Media, algunas veces las personas pagaban la renta con cebolla y se sabía que los doctores prescribían la cebolla para curar varios dolores, la pérdida del cabello y dolores de cabeza.