Nuts

Coma algo excepcional
Cada febrero, más de un millón de colmenas son llevadas en camiones hasta una región específica de California para la polinización controlada de almendros. Esto lleva a una cosecha de casi medio millón de kilogramos de almendras al año, lo que instantáneamente genera la pregunta: ¿al comprar un kilo de almendras, qué puedo hacer con tanto sabor único y maravilloso? Hay posibilidades infinitas si lo que quieres es diseñar platos creativos.

El ingrediente gourmet
A parte del hecho de que las almendras son siempre una oferta gratuita en los salones de los aeropuertos y en los bares de hoteles elegantes, rondan cada vez más los sofisticados platos en modernos restaurantes de diferentes estilos. 
Aunque en algunos países pertenecen a la cocina regional -como España, Turquía o la India-, las almendras han ganado mucho reconocimiento por ser un producto preferido en la cocina gourmet. Es fácil saborear el porqué: no son tan terrosas como las avellanas ni tan afrutadas como el coco, sino cautelosamente elegantes, expidiendo una rica selección de diferentes sensaciones al paladar sensible. Esto se debe tal vez a su parentesco cercano con el durazno. 

Enamórese de las almendras
Bebidas como los batidos de fruta con almendra, fáciles de hacer en su licuadora Multiquick Artiste de Braun, pueden abrir su mente a la cantidad de posibilidades que ofrece añadir algunas almendras a las ensaladas, sopas, vegetales o platos de carne. 
Sea lo que sea que tenga previsto para cocinar, puede ser la oportunidad para espolvorear algunas riquísimas almendras picadas, trituradas o molidas. Las almendras trituradas son fáciles de agregar a platos de pasta, pestos, aderezos para ensalada, cubiertas gratinadas y armoniza perfectamente con los pescados y el pollo.
Su imaginación es el límite, ya que su Multiquick Artiste de Braun, con el accesorio para cortar, deja hasta las almendras más duras del tamaño que usted desee. 

Un brindis por las almendras
En muchos casos, la diversión rápida empieza cuando usted reduce las almendras a pequeñas partículas. Para que los fragmentos no queden ni muy pequeños ni muy grandes, ponga todas las almendras en la picadora del Multiquick Artiste de Braun y después encienda y apague el motor a una velocidad baja.
Después de eso, usted puede ponerlas en una sartén con unas gotas de aceite vegetal y tostarlas cuidadosamente a fuego lento. Si le apetece, puede agregar algunas hierbas o diferentes especias; hasta el queso parmesano puede ser una opción. Después, use esta delicia crujiente sobre ensaladas, verduras, carne o pasta.